La cita (2)

fiebre1

Y, cuando parecía que iba a volver a empezar, surgió la fiebre…

Un virus inesperado interrumpió la segunda parte, que se prometía tan memorable como la anterior…

Como las conversaciones que mantenían en el chat cuando alguien se acercaba -en cualquiera de los lados, cualquier día, a cualquier hora- a incordiar…

No supuso, sin embargo, el fin de la cita. Esa es otra historia que todavía no se puede contar…

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s